El Presidente insistió en que “no hubo conspiración” con Moscú.

Viernes 19 de Mayo de 2017

Donald Trump aseguró que el nombramiento de un fiscal especial para investigar la relaciones de su campaña electoral con Rusia es “la mayor caza de brujas contra un político en la historia estadounidense”. Trump abandonó las formas moderadas del comunicado presidencial emitido el miércoles a la noche, cuando fue designado el ex director del FBI Robert Mueller como fiscal independiente para investigar las conexiones de los hombres de Trump con Moscú.

A través de Twitter, denunció la caza de brujas y luego disparó: “Con todas las actuaciones ilegales que tuvieron lugar en la campaña de (Hillary) Clinton y en la Administración de Obama, nunca se nombró un investigador especial”.

Trump aseguró ayer que respeta la designación del fiscal, pero insistió en que “no hubo conspiración” con Moscú. También negó haberle dicho al entonces director del FBI, James Comey, que suspendiera una investigación sobre el ex asesor de seguridad nacional del presidente, Michael Flynn, que tuvo que renunciar a su puesto a 24 días de asumir por mentir por sus vínculos con el Kremlin.