26/02/2013

No llueve desde principios de año. Creen que la situación podría empeorar. También preocupa la creciente presión fiscal.En el centro de Salta –Anta- no llueve desde el 9 de enero y esto puso en alerta a productores que calificaron a la situación de dramática. Sucede que el campo en esa zona ya perdió entre el 30% y 40% de la cosecha de soja.

Productores consultados señalan que el dato preocupa, sumado al aumento de costos de producción y de la presión fiscal del Estado. Según ese portal, se cosecharon cerca de 900 toneladas por hectárea, cuando el promedio oscila entre 2.900 y 3.000.

“Muchos refinanciaron su deuda de 2012 y no van a poder pagar ni la de 2013. Es preocupante porque se necesitan cuatro años buenos para recuperarse de dos malas cosechas”, dijo un productor grande, que tiene más de 8.000 hectáreas sembradas en Anta,

“La sequía de esta campaña 2012-2013 es una de las peores que se registraron hasta ahora, no sólo por la falta de precipitaciones, sino también por las altas temperaturas que las acompañaron. La superficie de cultivos afectados por la sequía es del 100% de lo sembrado, con diferentes grados de pérdidas. A la fecha, efectivamente ya se perdió un 30% de la superficie de los cultivos sembrados. El rendimiento promedio esperable sería equivalente a un tercio o poco más del rendimiento normal Si la situación sigue como hasta ahora, sin lluvias de importancia, se perderá prácticamente el 80% de los cultivos”, agregó Federico Mónico, Jefe de la agencia del INTA en Joaquín V. González