El Grupo Eramet le anunció al presidente Mauricio Macri la inversión millonaria.

El Grupo Eramet le anunció al presidente Mauricio Macri una inversión de 380 millones de dólares para el desarrollo del proyecto de producción de carbonato de litio Centenario-Ratones, radicado en la zona de la Puna de Salta.

El proyecto generará una producción anual estimada de 20.000 toneladas de carbonato de litio con grado batería, que se utiliza en el desarrollo de energías renovables no convencionales y como parte esencial de automóviles eléctricos y dispositivos móviles como celulares y tablets.

Macri, junto al ministro de Energía y Minería, Juan José Aranguren, recibió en la residencia de Olivos a Christel Bories, CEO de Eramet, una multinacional de origen francés dedicada al rubro minero y metalúrgico.

La empresa tiene presencia en todo el mundo, cuenta con 12.600 empleados y opera en la Argentina a través de la subsidiaria Eramine Sudamericana.

También participaron de la audiencia el director de Estrategia de Eramet, Philippe Gundermann; el director de Eramine Sudamericana, Archibaldo Lanús, y el jefe financiero oficial de Eramet, Thomas Devedjian.

La Argentina posee recursos naturales en las provincias del norte que favorecen el desarrollo en gran escala de la producción de litio, un metal blando altamente reactivo y de creciente demanda en la industria moderna.

En 2016 el país fue el tercer productor en el mundo, con alrededor de 30.000 toneladas a través de los proyectos Fénix en Catamaca y Olaroz en Jujuy y un volumen de exportaciones de 191 millones de dólares.

En 2017, debido al alza del metal, las ventas al exterior ascendieron a 224 millones de dólares, un 17 por ciento más que el año anterior.

“En cinco años podremos ser el mayor proveedor de un recurso estratégico como es el litio en todo el mundo”, dijo el presidente Macri en enero último durante una visita a Catamarca.