Luis Majul reveló en La Cornisa el documento, extraído en un allanamiento a la escribanía del letrado Leandro Albornoz

lazaro baez

El testamento de Lázaro Báez, extraído en los allanamientos a la escribanía de Leandro Albornoz, puede ser clave. Luis Majul difundió el documento en La Cornisa, y reveló que una cláusula prohibiría a los hijos de Báez a disponer de sus bienes y empresas por treinta años, a partir de la fecha de su muerte.

“El testamento podría ser el instrumento por el cual Lázaro Báez le garantizaba fidelidad a Néstor Kirchner en los negocios que ambos compartían incluso hasta 30 años después de la eventual muerte de Báez”, dijo la abogada Silvina Martínez, asesora de Margarita Stolbizer .

 

El documento fue suscripto el 26 de julio de 2010, fecha en la la cual Lázaro Báez prestaba sus servicios empresariales al Estado con alta frecuencia. Al momento de firmar su testamento, el autodenominado amigo de Néstor Kirchner tenía 56 años.

“Llama la atención que Báez redacte su testamento a una temprana edad y sin tener la noticia de tener una enfermedad terminal o algo que se le parezca. Es probable que su familia no estuviese enterada de este documento” remarcó Silvina Martínez en el programa de la señal América.

 

En las 19 páginas que abarca el testamento de Lázaro Báez, se aprecia un listado extenso de propiedades y empresas que, al momento de su muerte integrarán un fideicomiso administrado por sus dos hijos varones, Martín y Leandro.

En la quinta cláusula del testamento Lázaro Báez se puede leer: “Transfiero a título de fideicomiso los bienes antes mencionados, por el término de treinta años de mi fallecimiento”. Se trata de la máxima extensión temporal prevista por la ley.

 

Silvina Martínez confía en que este documento puede ser esclarecedor para tres causas judiciales en las que Lázaro Báez y la familia Kirchner son el principal objeto de investigación: la llamada “Ruta del Dinero K”, Los Sauces y Hotesur.

f: Nexofin