Guillermo Alfredo Bellingi volvió a trabajar luego de la suspensión que se le impusiera tras conocerse públicamente su intervención en la compra de un edificio del organismo

gils

Guillermo Alfredo Bellingi, el funcionario de la Procuración General de la Nación involucrado en la causa judicial que derivó en el llamado a declaración indagatoria de la titular de esa institución, Alejandra Gils Carbó, volvió a trabajar luego de la suspensión que se le impusiera tras conocerse públicamente su intervención en la compra de un edificio del organismo.

Así lo dijeron fuentes judiciales, las que destacaron que el sumario abierto contra Bellingi aún no concluyó pero que el funcionario exigió volver a su trabajo para poder cobrar su salario.

 

La procuradora, de acuerdo con las fuentes, decidió que Bellingi no volviera a la Procuraduría de Criminalidad Económica y Lavado de Activos (Procelac), donde se desempeñaba al momento de ser suspendido, sino a la biblioteca de la institución.

Guillermo Alfredo Bellingi

Según detalla el diario Clarín, como subdirector general de la Procuración, Bellingi participó de la licitación 1 del 2013 que culminó a mediados de ese año con la compra del edificio de la calle Perón 667 a cambio de 43,8 millones de pesos.

La firma vendedora, Argentina Financiera S.A. (Arfinsa), del grupo Bemberg, pagó 7,7 millones de pesos de comisión a la inmobiliaria Jaureguiberry, y la dueña de ésta abonó a su vez por asesoramiento 3 millones de pesos a un medio hermano de Bellingi llamado Juan Carlos Thill.

 

La Justicia sospecha que Bellingi aportó información privilegiada a los ganadores de la licitación 1/2013 y que ésta estuvo armada a medida para que finalmente la millonaria compra fuera para la firma Arfinsa.

En el edificio de Perón 667 tiene sus oficinas la procuradora y allí funcionan otras dependencias de la institución a su cargo.

 

Bellingi y Gils Carbó fueron convocados el viernes pasado por el juez federal Julián Ercolini para prestar declaración indagatoria en la causa que se abrió a partir de un anónimo sobre presuntos delitos en la licitación de hace cuatro años.

El sumario abierto contra Bellingi por decisión de Gils Carbó está a cargo del titular de la Procuraduría de Investigaciones Administrativas (PIA), Sergio Rodríguez, y estaría concluido para la primera semana de agosto, tras la feria judicial de invierno que hoy se inicia, según estimaron las fuentes consultadas.

f:Nexofin